Sidra lovers

Espacio para los amantes de las mejores sidras.

En Camins podrás disfrutar de nuestro amor por la sidra. Te invitamos a descubrir esta emocionante experiencia gastronómica.

Sidras tradicionales y sidras de nueva generación.

Sidra catalana, sidra asturiana, sidra natural, sidra espumosa, sidra de hielo, sidras de nueva expresión…

Qué es la sidra

Es una bebida elaborada a partir de la fermentación del zumo de manzana. También se hace sidra con peras y otras frutas.  Es una bebida de baja graduación alcohólica; desde 3º a 13º, dependiendo del tipo de sidra del cual se está hablando. Se parte siempre de sidra dulce (mosto de sidra) y en algunas ocasiones, puede tener aportación de azúcares y/o gas artificial.

Sidra natural asturiana

Bebida elaborada a partir de la fermentación natural del zumo de las manzanas, siguiendo un proceso tradicional, con una graduación alcohólica en torno a los 4º – 6º.

Historia de la sidra

No existe constancia escrita del verdadero origen de la sidra, aunque en el Antiguo Testamento, redactado entre los siglos XIII-I antes de Cristo, se menciona una bebida alcohólica que los hebreos elaboraban usando como materia prima cereales o frutas. En el caso de los griegos y romanos, éstos consumían un vino procedente de la manzana, a la que denominaban «siker» en griego y «sicera» en latín. Es claro el origen del término actual de sidra que evoluciona a partir de la expresión propia del latín hablado en el norte de la Península Ibérica.

La sidra tiene una gran importancia en la cultura celta de los Druidas, que la utilizaban en sus rituales y como ofrenda para fertilizar la tierra. Como las manzanas en esa época no tenían mucho contenido en azúcar para producir una correcta fermentación, se añadía miel al propio mosto para completar el proceso, consiguiendo una bebida relacionada con el hidromiel y el braggot (cerveza con miel).

Sidra y gastronomía

La sidra es una de las bebidas en tendencia por sus características y complejidad. Mas allá del «ritual en Asturias», hoy las sidras pueden acompañar perfectamente a numerosos platos. Sirven de aperitivo, como postre, para acompañar unos quesos, a lo largo de la comida, se integran de maravilla en cócteles…, es decir , la sidra es una bebida con un enorme potencial por descubrir.

Mas allá de las sidras tradicionales, existen sidras espumosas, sidras de segunda fermentación en botella, sidras con frutas, sidras con miel, sidras tranquilas; y por supuesto infinidad de estilos que también existen en la sidra.

Propiedades de la Sidra

Es tónica, reconfortante, favorece la digestión y equilibra la flora intestinal. Es diurética, y tiene propiedades antioxidantes.

De la sidra su vinagre

Alto contenido de minerales como, por ejemplo, el calcio, el magnesio, el potasio o el fósforo. Tampoco se queda corto en lo que a vitaminas se refiere, siendo rico en las de tipo A, C, E, B1, B2 y B6. Sin olvidar los bioflavonoides y la pectina, una fibra natural que suele actuar como fuente de energía y ayuda a eliminar los residuos y las toxinas del organismo.

El ácido acético en su composición, una sustancia fundamental para la correcta absorción de los minerales esenciales que obtenemos a través de la alimentación.

Es capaz de mantener un nivel de pH alcalino saludable. Los niveles altos de ácido suelen conducir a una falta de energía y una mayor incidencia de enfermedades.

Abrir chat